Preview
Al congelador irá el presupuesto destinado al gasto público en Brasil. Luego de trajinar varias semanas en el parlamento, el gobierno de Michel Temer lo logró: se aprobó un plan de austeridad de 20 años que le pone techo a la inversión social, en medio de las enardecidas protestas populares.

RT en Español

Leave a Reply

Your email address will not be published.