Denis Shapovalov es el protagonista involuntario de este fin de semana de Copa Davis. El tenista canadiense tuvo un momento de descontrol después de perder un punto durante el definitivo duelo que enfrentaba a su equipo con Gran Bretaña y lanzó la bola con todas sus fuerzas a la grada. Sin embargo, tuvo la desgracia de que impactó en el juez de silla, que terminó con el ojo morado. Evidentemente, se aplicó la norma y el árbitro dio por finalizado el encuentro eliminando a Shapovalov y, de paso, a Canadá.

El tenista, de 17 años, se preocupó de inmediato por el estado del árbitro, pero la decisión estaba tomada. Y este lunes, quiso pedir disculpas públicamente con un comunicado en sus redes sociales.

«Anoche en mi partido de Copa Davis cometí un error muy poco profesional e inexcusable. En el calor del momento, después de perder un punto, perdí el control de mis emociones y golpeé a la bola con la intención de sacarla fuera de la pista. Lamentablemente, y sin ninguna intención, impacté en el señor Arnaud Gabas, el juez de silla. No hay excusas y asumo todas las responsabilidades de mi acto», afirma el canadiense.

«Lo siento mucho por el señor Gabas, con quien me he disculpado personalmente. Lo siento mucho por dejar a mis compañeros y a mi país fuera de la eliminatoria. Y pido perdón a todos los aficionados del tenis, a mis seguidores y a mis patrocinadores. Me siento avergonzado por mi reacción tan poco profesional y aceptaré cualquier consecuencia que conlleve la acción. Prometo que aprenderé de esto y que no volverá a suceder. Espero que puedan olvidarlo y perdonarme», sentencia.
Deportes

Leave a Reply

Your email address will not be published.