El médico y regatista Jesús Turró, candidato a la presidencia de la Real Federación Española de Vela, en las elecciones del 25 de marzo, ha señalado que nunca ocupará un cargo donde la gente no le quiera, porque quiere ser “un presidente de consenso”.

“Espero que la gente me apoye y sepa que quiero trabajar por la Federación y que el único interés que tengo es aportar modernidad, tecnología y máxima seriedad”, ha añadido.

Jesús Turró, de 64 años, dice tener la fuerza de un joven para buscar la presidencia a la que opta a la reelección Julia Casanueva. “Ella llegó a la presidencia tras una moción de censura con el apoyo de un grupo de personas. Manifestó que no se presentaría a la reelección y ahora supongo que eso del poder le ha gustado y que es bueno estar ahí”, ha señalado el aspirante.

El candidato barcelonés dice que sólo tiene un cometido: “Intentar que la gente que entiende de vela me vote. En vela, cuando se debe elegir a un patrón del barco, se debe poner al que tenga más experiencia y que haya demostrado determinados conocimientos, pero si la señora Casanueva cree que ella puede aportar cosas, hace bien en presentarse”.

A Turró una trayectoria en el mundo de la vela, donde ha sido vicepresidente de la Federación y responsable del equipo olímpico en Seúl 1988, Barcelona 1992 y Atlanta 1996, en los que se logran siete medallas de oro.

En Río de Janeiro, la vela española se quedó sin medallas olímpicas por primera vez desde Sidney 2000 y la vela olímpica es otra de sus preocupaciones.

“Deben establecerse regatas de selección y clasificaciones rigurosas de regatistas para competiciones. Las cosas no se pueden ir cambiando como ya ha pasado”, ha reflexionado Turró.

“Esto provoca intranquilidad, tanto del que va como del que no va. En Río no hubo una sensación de equipo y cada uno iba por su lado. Sin buena comunicación y entendimiento entre los responsables y los miembros del equipo es imposible lograr buenos resultados”, ha añadido.
Deportes

Leave a Reply

Your email address will not be published.