Un corredor en la bolsa de valores de Nueva York momentos después de que la bolsa de valores colapsara el 13 de octubre del 2008. James Rickards dice que las bolsas puede estar en rescate de emergencia durante la siguiente crisis. (Spencer Platt / Getty Images)

Los bancos centrales no vendrán al rescate, un plan de emergencia puede que incluya la clausura de bancos y bolsas de valores.

James Rickards ha predicho grandes cambios en los mercados financieros y su última predicción ha sido la más grande hasta ahora. Abogado, asesor financiero, asesor del gobierno y conferencista, Rickards ha predicho cambios como la devaluación de la moneda, el aumento del oro y el plan para reemplazar el dólar como la moneda de reserva mundial, así como está escrito en sus libros más vendidos “La guerra monetaria”, “La muerte del dinero” y “El nuevo caso del oro”.

La Gran Época habló con Rickards acerca de su nuevo libro, “El camino hacia la ruina: El plan elite secreto global para la próxima crisis financiera” y acerca de la inhabilidad de los bancos centrales para detener la siguiente crisis financiera, como también un posible bloqueo en las bolsas de valores.

La Gran Época: ¿Porqué la próxima crisis va ha ser peor que la anterior?

James Rickards: Para analizar eso, comparé las dos crisis anteriores: La crisis del manejo de capital a largo plazo en 1998 y la crisis bancaria en el 2008. En 1998, fui un participante [en la crisis] como un cónsul general en un fondo de protección a largo plazo en manejo de capital. Yo negocie ese rescate financiero. Podíamos ver que estábamos a horas de la clausura de los mercados financieros en el mundo -esto no es una exageración.

Los mercados financieros no colapsaron al final, pero estuvieron extremadamente cerca. En el 2008, fue igual -estuvimos a pocos días de un colapso secuencial de cada banco en el mundo. Bear Stearns colapsó en marzo del 2008. Después Fannie Mae y Freddie Mac fueron tomados por el gobierno a principios de septiembre y Lehman Brothers se declaró en bancarrota a finales de septiembre de ese año.

Estaban cayendo como efecto dominó y todos hubiesen caído: Morgan stanley, Goldman Sachs, Bank of America y JPMorgan Chase. Pero luego la Reserva Federal truncó el proceso.

El exitoso autor James Rickards discute en "El camino a la ruina" que los bancos centrales no tienen dinero, casi garantizado que la siguiente crisis financiera será más grande que la anterior. (Cortesía de James Rickards)

El exitoso autor James Rickards discute en “El camino a la ruina” que los bancos centrales no tienen dinero, casi garantizado que la siguiente crisis financiera será más grande que la anterior. (Cortesía de James Rickards)

Fue como si hubiesen puesto una pared de hierro entre el efecto dominó para que el próximo no cayese también. Pero aquello no fue sin costo. Es como parar un terremoto en la mitad y no dejarlo terminar; y esto no resuelve nada. Un terremoto es solamente un escape de energía, entonces esa energía fue solo acumulada y se convertirá en un terremoto peor la próxima vez.

En los mercados financieros es lo mismo. Cada crisis es más grande que la anterior, cada rescate financiero es más grande que el anterior. Así como la crisis del 2008 fue peor que la de 1998, la siguiente crisis si es en el 2018 o antes será más grande y peor que las anteriores.

Los bancos centrales están “sin dinero”

La Gran Época: ¿y usted está diciendo que los bancos centrales no serán capaces de manejar la situación esta vez?

James Rickards: Los bancos centrales no serán capaces de parar esto. En 1998, Wall Street rescató a un fondo de inversión; en el 2008, los bancos centrales rescataron a Wall Street. En el 2018 o antes, ¿A quién van a rescatar los bancos centrales?

Los bancos centrales no tienen dinero. La Reserva Federal tiene una ventaja de 113 a 1. En un mal día, es técnicamente insolvente sobre una base de ajuste al valor del mercado. No todos los días, pero algunos de ellos en los últimos cinco años, si se hubiera marcado el balance de La Reserva Federal al mercado, ellos estarían arruinados, sus deudas eran mayores que sus activos y su capital habría sido aniquilado.

Creo que hay un límite de confianza que uno pasa. No se sabe dónde está hasta que ya es demasiado tarde. Se va a tener que experimentar de una manera dura destruyendo la confianza en cómo manejar el dinero y luego no hay manera de recuperarlo. La única hoja de balance que queda, la única entidad que puede jalar el dinero de la nada es el Fondo Monetario Internacional (FMI), es el banco central del mundo. Ellos pueden imprimir el dinero del mundo, la moneda de los Derechos Especiales de Giro (DEG) para revolver el sistema.

La Gran Época: ¿Pero sin cerrar los bancos y los mercados financieros?

James Rickards: Al FMI le tomará un periodo de tiempo -yo estimo un mínimo de tres a seis meses- para emitir los DEGs y para sacar el dinero de allí.

Mientras tanto, el pánico comenzará y las autoridades nacionales trabajarán juntos en el cierre de emergencia en el sistema. Ellos tendrán que cerrar bancos, fondos de mercado de dinero van a suspender amortizaciones y las bolsas de valores se cerrarán. A las personas no se les permitirá sacar dinero por un tiempo hasta que el dinero nuevo no esté impreso.

Entonces será peor, más dramático y mayor. La gente perderá más y sufrirá más. Todo lo que estoy tratando de hacer es explicar estas dinámicas en mi nuevo libro “ El camino hacia la ruina” y advertir a las personas y algunas opciones de preservar su riqueza.

Estoy advirtiendo a la gente que no tendrán su dinero cuando lo esperan, pero en algún momento, [las autoridades] van a salir con una solución con los DEG y gradualmente reabrirán las bolsas.

El plan global

La Gran Época: pero usted también dijo que las elites globales, incluyendo el FMI, les gustaría que los DEG fueran una moneda de reserva global, con o sin crisis. ¿Cuál es la evidencia?

James Rickards: hemos tenido unos puntos de referencia recientemente con lo que tiene que ver con los DEG. En octubre 1, el yuan chino fue incluido en la canasta de referencia de los DEG.

No está ni siquiera cerca de ser la moneda de reserva, pero desviaron las reglas por propósitos políticos. Ellos pueden ver venir la crisis; ellos ven que tendrán que rescatar financieramente al mundo y necesitan el voto de China.

No hay duda de que se pueda hacer algo así sin la aprobación de China. China dice, “¿Porqué debemos aprobar algo como eso si no somos parte de los DEG? Entonces ellos agregaron el yuan a la canasta.

En julio, el FMI emitió un documento técnico en el que se pide el uso del DEG basado en el mercado. El FMI estaba apoyando la creación de un mercado de DEG privado. Luego el Banco Mundial llegó y emitió bonos con un valor de US 2,8 mil millones de DEG en septiembre. Y también hay otro problema venidero con el banco Standard Chartered.

Es importante porque si los países usan los DEG, necesitan activos para invertir. Justo el otro día, el FMI emitió una llamada a un grupo de expertos y académicos para formar un grupo para trabajar en la expansión del mercado del DEG.

Entonces todas estas cosas vienen en camino y si se dejan en sus propias manos, puede que se tomen otros 10 o 15 años. Pero lo que yo espero que pase es que la crisis llegue antes de que el plan final para los DEG sea totalmente alcanzado.

Entonces tendrán que emitir los DEGs en una base de emergencia para revolver el mundo y todo de lo que estuvimos hablando se acelerará en un periodo de tiempo más corto y entonces tendremos un sistema de referencia antes de que lo sepamos. Eso incluiría el precio del aceite en los DEGs y los contratos y pagos de aceite en los DEGs.

Dicho esto, el dólar estará también presente, seguiremos teniendo dólares, pero será una moneda local como el peso mexicano o la lira turquesa u otra moneda local.

La Gran Época: ¿Qué puede hacer la gente para protegerse?

James Rickards: Pienso que el oro gana de cualquier manera. No hay banco central en el mundo que quiera el estándar del oro, pero no tendrán otra salida. Tendrán que tener un estándar de oro para recuperar la confianza.

En otro caso, si es que de alguna manera este plan de DEG funciona, tendremos inflación. Entonces el precio del oro aumentará por causa de la inflación, y si los DEG fallan y tienes oro para restaurar la confianza, el oro sube porque tiene que apoyar la oferta monetaria.

La entrada James Rickards: La próxima crisis será peor que la anterior aparece primero en Últimas noticias Internacionales en español, noticias de China.

Internacionales – Últimas noticias Internacionales en español, noticias de China

Leave a Reply

Your email address will not be published.