Derrota en casa ante un conjunto australiano y eliminados en la fase previa de la Champions League de Asia. Ese ha sido el resultado del debut del «Apache» Carlos Tévez con el Shanghai Shenhua, el club que ha convertido al argentino en el futbolista mejor pagado del mundo con un salario de 40 millones de dólares anuales.

El equipo chino, que ha roto el techo de los salarios de los futbolistas con el que firmó para Tévez, ha caído por 0-2 ante el Brisbane Roar, lo que le deja fuera del mayor torneo de clubes del continente asiático a las primeras de cambio. Una debacle absoluta.

Tévez, que en su debut en partido oficial ha jugado de mediapunta en el dibujo planteado por el técnico Gustavo Poyet no ha respondido a las expectativas, muy lejos del nivel que se le supone al futbolista mejor pagado del mundo.

El equipo australiano se adelantó ya en el minuto 1 por medio de Borrello, lo que complicó las cosas para los de Shanghai. Los chinos se lanzaron en pos del empate, lo que aprovecharon los visitantes para doblar su ventaja al contraataque en el minuto 40 por medio de Oar.

El equipo de Poyet se volcó en la segunda parte, pero tan solo en el 62 puso en verdadero peligro la meta rival, gracias a una acción de Martins. El marcador no se movió, en un auténtico jarro de agua fría para el equipo que más ilusión había despertado en Asia.
Deportes

Leave a Reply

Your email address will not be published.